El futuro de los dispositivos medicos personales

dispositivos-medicos-portatiles

Dispositivos médicos portátiles

La convergencia tecnológica entre la electrónica de consumo, principalmente los móviles y los relojes inteligentes, con los equipos medicos profesionales tales como glucómetros, medidores de oxigeno en sangre e incluso dispositivos complejos como escaner de ultrasonidos, están difuminando las fronteras entre los aparatos de uso médico y los utilizados por el público en general.

monitor-temperatura

Tu móvil tiene más capacidad de procesamiento que los superordenadores utilizados por la NASA en 1969, cuándo enviaron a tres astronautas a la Luna. No es una sorpresa entonces la creciente proliferación de emprendedores que inventan dispositivos para monitorizar nuestro estado físico y de salud teniendo como base el móvil.

Está tendencia se puso de manifiesto el año pasado en CES, la feria de electrónica de consumo más grande del mundo que se celebra anualmente en Las Vegas. CES fue una oportunidad perfecta para que los fabricantes de moviles exhibieran sus últimas y más novedosas inversiones desde relojes inteligentes que pueden monitorizar los pulsos de tu corazón y la calidad de tu sueño hasta silla que hace que te puedas ejercitar en el confort de tu casa. Incluso Siemens presentó un dispositivo para ayudar escuchar a personas con sordera que les permite un acercamiento selectivo al origen de los sonidos.

Sin duda los dispositivos médicos portátiles son una de las grandes tendencias que se consolidarán en medicina. La capacidad para crear dispositivos cada vez más económicos y que no requieran una gran capacidad de procesamiento, harán que cada artilugio electrónico este equipado con un sensor y una pantalla para suministrar información de cualquier tipo.

Los diabéticos ya pueden utilizar glucómetros conectados al móvil para monitorizar la glucosa en sangre. Los pacientes con insuficiencia renal crónica pueden ahorrarse visitas al médico haciéndose chequeos en casa. Los pacientes que tienen que ingerir muchos medicamentos pueden controlar su ingesta a partir de aplicaciones que le indican lo que tienen que tomar en cada momento.

Los beneficios de los dispositivos médicos portátiles son claves. Harán los datos de los pacientes rápidamente accesibles y pueden reducir la frecuencia de visitas a los médicos, aliviando así los costes de los sistemas sanitarios.

Asimismo cada vez es más económico producir dispositivos médicos portátiles que cumplan las funciones que tradicionalmente hacían los costosos equipamientos que están en los hospitales. A pesar de estos ahorros, no sabemos si a la larga los sistemas sanitarios no colapsarán con el envejecimiento de la población.

Hay algo seguro: los dispositivos médicos portátiles revolucionarán nuestras vidas.